Descubriendo PC Engine – Retroanálisis Bonk´s Adventure

Descubriendo PC Engine – Retroanálisis Bonk´s Adventure

A algunos videojugadores de vez en cuando nos apetece dar un paseo por el mundo retro, por juegos de los que guardamos muy buenos recuerdos, de otros tiempos en los que no teníamos tanto juego al alcance de la mano y cuando conseguías uno, lo exprimías lo máximo posible.

Con el tiempo también he aprendido a dar un paseo por el catálogo de determinados sistemas por curiosidad y cultura videojueguil, para así descubrir juegos de otra época que en su momento no pude disfrutar. Uno de esos sistemas y al que desde hace algún tiempo le tengo ganas es TurboGrafx-16/PC Engine, un sistema que no triunfó mucho en Europa, en momentos en los que Megadrive y Super Nintendo acaparaban las ventas.

Ahora, como hay más tiempo libre, me dispuse a explorar un poco este sistema. Tras buscar un poco de información encontré que si Sega tenía a Sonic y Nintendo a Mario, PC Engine tenía a Bonk, un simpático cavernícola que llevaba a cabo sus peripecias en un vistoso plataformas, machacando a sus enemigos a cabezazo limpio, nada podía salir mal.

Historia y Jugabilidad

Como si de Mario se tratase, Bonk tiene que rescatar a la princesa Za que ha sido secuestrada por el rey Baba, un Tiranosaurus Rex con bastante mala leche.

Para rescatarla tendremos que recorrer cinco mundos, donde repartiremos cabezazos entre todo el que se ponga en nuestro camino, final bosses incluidos. La dificultad es creciente y para poder terminar el juego deberemos recorrer cada rincón en busca de unas preciadas vidas extras, que serán muy importantes al final de la partida ya que no dispondremos de ningún continue, ¡esto es vieja escuela!

Bonk tiene varios estados, que se consiguen comiendo piezas de carne, por un lado está el estado normal, al comer un trozo de carne pasamos al siguiente estado donde podemos paralizar a los enemigos unos instantes dando un cabezazo en el suelo, y al comer otro trozo de carne pasamos a estado invulnerable, que dura unos segundos.

Además el personaje tiene un movimiento muy simpático para trepar por las paredes, ya que para ello utiliza los dientes.

Conclusión

El juego tiene mucha personalidad, pese a copiarle el argumento a Mario. Es un plataformas clásico, muy colorido con la ambientación en la época de los dinosaurios y que ha envejecido genial, donde el pequeño pero matón Bonk campara a sus anchas mientras nos proporciona unas buenas horas de diversión. Sin duda os animo a dar un paseo por el mundo de Bonk´s Adventure. Solamente he probado la versión de PC Engine, aunque debido a su éxito terminó llegando además a otros sistemas como GameBoy, Nes, Amiga e incluso tuvo su versión en recreativa.

Compartir:

Escribe un comentario